81-88. No hay dos sin tres

  • San Pablo Inmobiliaria consigue aumentar su racha de victorias en la difícil cancha de Cocinas.com
  • Destacaron Toncinic con 25 puntos de valoración y Maresch con 18
  • La próxima jornada de liga ante Unión Financiera no se hará esperar (domingo 19.00 horas en El Plantío)

Partido para seguir creciendo. A pesar de ser uno de los encuentros que más temía Diego Epifanio, ‘Epi’, San Pablo Inmobiliaria Burgos cuajó un gran partido en el que solo se le pudo achacar un mal último cuarto, cuando ya todo debía de estar todo resuelto.

Los burgaleses sacaron todas sus virtudes durante los tres primeros cuartos, pero un último en el que se precipitaron en exceso, el partido ganó en emoción. Sin nada que achacar al San Pablo Inmobiliaria, se sumó la tercera victoria consecutiva que da alas a los azules y les sitúa en una destacada cuarta posición.

Se preveía un inicio de partido equilibrado y se hizo realidad en la práctica. Ambos equipos salieron muy concentrados y con un juego bien afianzado. Únicamente dos triples consecutivos de Javi Vega rompieron la tónica del partido (4-9). Cocinas.com se puso nervioso y erró tres posesiones consecutivas, a las que el técnico local respondió con un rápido tiempo muerto (6-12). Los burgaleses demostraron que iban a castigar cada fallo del rival (10-21). Sin embargo, los locales, mejor equipo ofensivo de la liga, entraron en racha con dos triples consecutivos de Carles Bravo que hicieron saltar las alarmas de Epi (16-21). Los burgaleses consiguieron cerrar el primer cuarto con cierta ventaja (18-23).

El segundo cuarto destapó el tarro de las esencias. Los equipos se olvidaron más del equilibrio en el juego y buscaron la explosividad. Ese no era un ritmo que le convenía al San Pablo, que tuvo que recurrir a un tiempo muerto cuando la renta estaba casi agotada (30-32). Le salieron bien las correcciones al técnico burgalés, quien vio como su equipo respondía al arreón riojano y llegaba al descanso con una valiosa renta (40-49).

San Pablo Inmobiliaria no pudo salir con mejor actitud al tercer cuarto. Su sacrificio defensivo estaba siendo demasiado para el mejor ataque de la liga y Cocinas.com estaba quedándose atrás. Tuvo que pedir tiempo muerto Antonio Pérez, pues la brecha se estaba abriendo cada vez más (45-58). Los locales consiguieron frenar el avance burgalés, pero la diferencia seguía siendo amplia y solo quedaban diez minutos que recortarla (55-69).

El último cuarto tenía como objetivo para el San Pablo saber preservar su ventaja trabajada durante todo el partido. Los minutos pasaban y Cocinas.com no daba señales de peligro. Únicamente, dos canastas consecutivas fueron respondidas desde el banquillo visitante con un tiempo muerto (60-73). Epi no quería sorpresas y volvió a tirar de otro tiempo muerto, en menos de dos minutos, cuando la ventaja se tasaba en diez puntos (65-75). Los riojanos le pusieron picante al partido y tonteaban con la remontada. San Pablo trataba de aguantar y Pérez lo intentaba con un último tiempo muerto a falta de 1.43 para el final (69-77). A pesar de la emoción innecesaria, el partido acabó felizmente con victoria para los burgaleses que amplían su racha a tres (81-89).

Sin apenas tiempo de descanso, San Pablo recibirá el domingo a las 19.00 horas a Unión Financiera Baloncesto Oviedo, un rival de la zona baja que viene de ganar a Palma Air Europa.

Ficha técnica

81 – Cocinas.com: Kaz Carlson (9), Babatunde Olumuyiwa (8), Carles Bravo (26), Alberto Ruiz de Galarreta (11), Malick Fall (2), Alejandro Reyes (0), Borja Arévalo (6), Alfredo Ott (17), Jermel Kennedy (2).

88 – San Pablo Inmobiliaria: Matija Poscic (6), Rafa Huertas (7), Roger Vilanova (8), Anton Maresch (11), Javi Vega (9), Justas Sinica (6), Augustas Peciukevicius (3), Filip Toncinic (23), Edu Martínez (9), Roger Fornas (6).

Cuartos: 18-23; 22-26; 15-20; 26-19;

Árbitros: Terreros San Miguel y Zamora Rodríguez.

Incidencias: Partido correspondiente a la decimotercera jornada de la liga LEB Oro disputado en el Palacio Municipal de los Deportes ante unos 400 espectadores.

Imágenes de Miguel Herreros / CB Clavijo