91-82. Campeones de Castilla y León

  • Los burgaleses superan al campeón de la LEB Oro de la pasada temporada y consiguen el primer título de su historia
  • Espectacular partido del San Pablo Inmobiliaria, que dominó casi de principio a fin al Quesos Cerrato Palencia
  • El mejor jugador del partido fue Goran Huskic, que anotó 21 puntos, recogió 7 rebotes y ofreció 5 asistencias, para acabar con una valoración de 34 tantos

Fin a la pretemporada por todo lo alto. El San Pablo Inmobiliaria supera con brillantez a todo un campeón de LEB Oro como Quesos Cerrato Palencia que, además, cuenta con prácticamente la totalidad del bloque de la última campaña. A pesar de que en el último cuarto las cosas se pusieron difíciles (75-66), los burgaleses mantuvieron la compostura y consiguieron hacerse con su primer título de la temporada, que es, además, el primero de su historia.

San Pablo-Palencia CyL

Brandon Brine ante Urko Otegui. CBM/María González

Máximo acierto. San Pablo Inmobiliaria partió en la final de la Copa Castilla y León sin temor al poderoso rival, Quesos Cerrato Palencia, que, además jugaba en casa. La precisión y la fluidez de los hombres de ‘Epi’ hicieron pronto mella en el conjunto morado y el técnico palentino tuvo que recurrir a solicitar el primer tiempo muerto del partido (12-5). De poco sirvió. Las diferencias siguieron aumentando (20-10). Sin embargo, la inclusión de nuevos jugadores, con Steinarsson, Brine y Gibson generó desajustes defensivos que se tradujeron en un exceso de faltas (6-3) que lastró el ritmo de los burgaleses. ‘Epi’ paró el avance palentino (20-16) con un tiempo muerto y sus hombres respondieron con un parcial de 5-0 que volvió a poner las coas en su sitio al finalizar el primer cuarto (27-16).

En el segundo cuarto se mantuvieron las distancias, algo que no gustó a Sergio García y pidió tiempo muerto con el parcial de 4-4 que significaba un 31-20 en el marcador. El periodo de reflexión se tradujo en un fortalecimiento de las defensas que asfixió el marcador (35-26). ‘Epi’ paró el partido buscando una respuesta de sus hombres. Entonces, ambos equipos optaron por abrir las defensas desde el períimetro, a base de lanzamiento exterior que prácticamente se igualaba en acierto y el partido se iba al descanso con un enorme trabajo del San Pablo Inmobiliaria (50-37).

Festival de triples burgaleses en la reanudación. Edu Martínez, por partida doble, y Mo Soluade castigaron el aro rival con tres triples que ampliaron la ventaja hasta el 59-41. Apretó el público palentino, que veía a sus hombres atenazados. La reacción morada fue tenue, un parcial de 4-9 corrigió ligeramente la diferencia (63-50). Pero el San Pablo no se dejó alcanzar y volvió a ampliar la diferencia hasta los 17 puntos (73-56).

Pero las cosas no quedaría ahí. Quesos Cerrato no estaba dispuesto a vender su piel tan pronto y salió a un gran ritmo defensivo en el último cuarto. El parcial fue de 2-8 y el tiempo muerto de ‘Epi’ obligado (75-64). Los burgaleses estaban fallando en exceso y la grada apretaba (75-66). El partido se igualaba por momentos y los palentinos creían, cada vez con más fuerza, en la remontada. Sin embargo, dos triples de Javi Vega enfriaron los ánimos y permitieron al San Pablo respirar tranquilo (86-75). Así se consiguió que los últimos dos minutos fuesen un mero trámite que finalizaron con 91-82 en el marcador.

Ficha técnica

91 – San Pablo Inmobiliaria: Brandon Brine (5), Aegir Steinarsson (4), Mo Soluade (10), Álex Barrera (5), Javi Vega (14), Jorge García (4), Edu Martínez (14), Goran Huskic (21), Percy Gibson (2) y Álex López (12).

82Quesos Cerrato Palencia: Carl Engström (5), Robert Valge (0), Jhornan Zamora (22), Romà Bas (13), Dani Rodríguez (19), Urko Otegui (7), Gabrielius Maldünas (10), Lamont Barnes (4), Josep Pérez (2).

Cuartos: 27-16; 23-21; 23-19; 18-26;

Árbitros: Carpallo y González Cuervo eliminaron a Aegir Steinarsson, del San Pablo Inmobiliaria Burgos, por faltas personales.

Incidencias: Final de la XV Copa Castilla y León – Memorial Mariano López Ortega disputada en el Pabellón Municipal Marta Domínguez ante unos 1.200 espectadores.