Quesos Cerrato, el examen más difícil hasta la fecha

  • El San Pablo Inmobiliaria afronta el derbi regional con la plantilla al completo
  • Más de medio centenar de burgaleses apoyarán al equipo desde las gradas del pabellón Marta Domínguez

El San Pablo Inmobiliaria se enfrenta en la cuarta jornada de liga a uno de los gallitos de la categoría, Quesos Cerrato Palencia. Los morados serán un difícil escollo que superar, pero una victoria dispararía el optimismo y revalidaría el gran trabajo que está cuajando la plantilla que dirige Andreu Casadevall, durante el inicio de liga.

La mejor de las noticias para los burgaleses es la disponibilidad de todos los jugadores, factor fundamental para poder plantar cara a los palentinos. Rafa Huertas volverá al Marta Domínguez con ganas de encontrar su juego, después de haberse estrenado con el San Pablo la pasada jornada.

Casadevall se ha referido a la defensa y su máxima intensidad, como elemento clave para frenar las acometidas de los locales. El técnico azulón reconoce el papel de favorito al Quesos Cerrato Palencia, equipo que, además, cree que ha sufrido una evolución mayor que el San Pablo, desde que se disputase la final de la Copa Castilla y León (72-78).

En ese sentido, el cuadro que entrena Porfi Fisac vive un gran momento de forma, después de haber superado con claridad al Palma Air Europa la pasada jornada y en su casa (55-83). La gran plantilla del Quesos Cerrato Palencia es, sin duda, una de las grandes favoritas de la competición. Nombres como Dani Pérez, Dani Rodríguez, Marc Blach, Romà Bas, Urko Otegui o Lamont Barnes destacan entre los mejores de la competición en sus respectivos puestos.

El factor a tener en cuenta es el más de medio centenar de burgaleses que animarán a su equipo desde la grada.